viernes, 2 de octubre de 2015

CSIF quiere empezar a romper el 'bipartidismo' sindical en la empresa

El sindicato ha diseñado una estrategia para impulsar su presencia en la empresa privada dentro de la ponencia de acción sindical que CSIF discutirá este jueves 1 de octubre en su VIII Congreso Nacional, donde Miguel Borra opta en solitario a la reelección en la Presidencia de CSIF.


CSIF quiere ser la alternativa a los sindicatos tradicionales de clase (CC.OO. y UGT) y convertirse a corto plazo en la tercera fuerza sindical de España. "Apelamos a una gran coalición de todos los sindicatos independientes. Hay que adaptar la Ley de Libertad Sindical al siglo XXI para dar entrada y participación a otras organizaciones sindicales", apunta en esta ponencia.

Pero mientras no cambie la legislación, CSIF dedicará recursos y estructura para elevar su implantación en el sector privado y fomentará acuerdos con otros sindicatos profesionales e independientes para sumar delegados en torno a su organización. La idea es llevar al plano sindical el pluralismo político que existe actualmente en la sociedad española.

"Los trabajadores no buscan una copia de los viejos sindicatos de clase, sino que buscan un sindicato moderno, independiente y que represente sus intereses profesionales. El futuro de CSIF pasa por ser más representativo en todos los ámbitos", subraya.

Reforma de la Ley de Libertad Sindical

Al mismo tiempo, CSIF seguirá trabajando para reformar la Ley Orgánica de Libertad Sindical de 1985 al entender que favorece a los dos sindicatos mayoritarios y a los de ámbito exclusivamente autonómico.

En su opinión, la norma otorga a estas organizaciones una serie de prerrogativas y privilegios para su participación en las instituciones, el diálogo social, la promoción de la formación profesional, la seguridad y salud de laboral, la negociación colectiva y la promoción electoral.

Por ello quiere rebajar a la mitad el nivel de representatividad exigido en la Ley, del 10% al 5%, para que otros sindicatos con notoria implantación nacional pueden actuar en estos ámbitos.

El VII Congreso Nacional de CSIF es el máximo órgano de dirección del sindicato y se celebra cada cuatro años. La ponencia que se discutirá en esta cita, que se celebra en el Palacio de Congresos cacereño, incluye además una propuesta para diseñar, junto a los partidos políticos, una Carta de Principios Básicos para la gestión de las administraciones en toda España y la implantación de un Código Ético dentro del sindicato.

Asimismo, CSIF llevará a su Congreso un catálogo de propuestas para la recuperación y mejora de las condiciones laborales de los empleados públicos, como la instauración de una cláusula de revisión salarial permanente, la reimplantación de la jornada semanal de 35 horas y la realización de concursos de méritos para la provisión de todos los puestos de trabajo.

Más información: 
CSIF
Sindicatos Más Representativos